PORTADA
CONTACTO | AUTORA | BLOG DEL BLOG | ESTADÍSTICAS| LOGOS Y BANNERS
Google

jueves, 18 de enero de 2007

¿Las madres seropositivas deben dar el pecho?

Eng

En un mundo ideal la respuesta es no, la lactancia aumenta considerablemente las posibilidades de transmisión del VIH de la madre al bebé, sobre todo si la carga vírica es importante.

Sin embargo, en los países en desarrollo (donde tienen lugar la mayor parte de los contagios de madre a hijo) la lactancia es a menudo la única forma de alimentación segura y nutritiva para los niños. Por eso las recomendaciones en estos casos son difíciles y de ahí la necesidad de estudios como los siguientes.

La revista médica PLoS Medicine publica una investigación realizada por Renaud Becquet, del Instituto de Salud Pública, Epidemiología y Desarrollo (Burdeos, Francia) en Abidjan (Costa de Marfil) que demuestra que si las madres seropositivas reciben el tratamiento ARV adecuado y suficiente apoyo médico, cualquiera de las dos opciones de alimentación recomendadas actualmente (fórmulas preparadas o amamantamiento durante sólo 6 meses) tienen un riesgo similar para la salud del bebé.

Estos resultados deben entenderse solamente en el contexto africano, pero confirman la necesidad de mejorar el acceso a los medicamentos ARV en estos países, especialmente por parte de las mujeres embarazadas.
Two-year morbidity-mortality and alternatives to prolonged breast-feeding among children born to HIV-infected mothers in Côte d'Ivoire.
Becquet R, Bequet L, Ekouevi DK, Viho I, Sakarovitch C, et al.
PLoS Med (2007) 4(1): e17.
En un estudio paralelo, Grace John-Stewart discute la práctica real de estos datos. Aunque defeder la lactancia materna tiene claras ventajas para los recién nacidos, la terapia ARV activa durante este periodo se asocia también a un aumento de la toxicidad y puede comprometer el desarrollo del bebé.

Por eso según el autor, cuando la calidad y la disponibilidad del agua en la zona sea apropiada, debe considerarse siempre la sustitución de la leche materna por fórmulas preparadas.
When is replacement feeding safe for infants of HIV-infected women
Grace C. John-Stewart (2007)
PLoS Med (2007) 4(1): e30.
--
En CyL: Nacer sin sida

2 comentarios:

eclectico dijo...

No sólo es una desgracia ser víctima de una pandemia como el SIDA, con todas las aristas que ello supone en forma de pobreza, abuso farmacéutico... sino que además te priva de uno de los nexos vitales más definitivos que existen, como es la lactancia materna, por mucho que en el mundo occidental "desarrollado" nos parezca un estorbo para nuestro ritmo de vida acomodado, egoísta y acelerado

Azuara dijo...

Un estorbo, una estravagancia de naturistas, algo impúdico... se oye a veces de todo sobre la lactancia materna. Ya no sólo es una experiencia única, sino que tiene muchísimas ventajas tanto para la madre como para el niño.

Si algunos supieran que la OMS recomienda amamantar hasta los 6 meses, y combinar la lactancia materna con otros métodos hasta los 3 años, se llevarían las manos a la cabeza...

Comentar